Noticias

Adultos mayores canadienses aportan para la sustentabilidad

Recogiendo una ofrenda durante un culto de adoración en la Asamblea, PA 2015. Foto: Heike Martin
fecha de publicación: 
Miércoles, 8 Noviembre 2017

Winnipeg, Manitoba, Canadá – John Penner, de ochenta y nueve años de edad, todavía va a trabajar tres veces por semana, en el negocio del cual es copropietario con sus hijos en la ciudad de Calgary. Los días en los cuales podía hacer viajes quedaron atrás – John camina con un bastón y su esposa depende de un caminador – no obstante,  “estamos tratando de mantenernos ocupados y también de ayudar a otras personas.”

Con la ayuda de Abundance Canada (antes Fundación Menonita de Canadá), crearon el Fondo Penner Family Foundation para distribuir dinero a unas 17 organizaciones, entre las cuales se encuentra el Congreso Mundial Menonita.  

Como refugiado de la Unión Soviética quien llegó a Canadá en 1948 después de cinco años de desplazamiento en Europa, John cambió, hace mucho tiempo, las penurias por el trabajo arduo. “Nos sentimos bendecidos con lo que tenemos [incluyendo dos hijos que a su vez, tienen dos hijos]…así que comenzamos a distribuir,” afirma.

“No comenzamos aportando grandes cantidades,” explica, “pero descubrimos que en el dar hay bendición.” 

Para John y Katie es evidente que practicar una buena administración significa demostrar generosidad. Realizan donaciones a su iglesia local, Foothills Mennonite, Calgary, además de organizaciones como el Comité Central Menonita y el Congreso Mundial Menonita. “Creemos que si aportamos fondos…somos parte de la bendición que fluye.”

Hace quince años, John y Katie establecieron un plan de donaciones a largo plazo para el CMM. Fue el Ex-Secretario Larry Miller quien inspiró a los Penner a aportar de forma sostenida al Congreso Mundial Menonita. Las iglesias contribuyen fuertemente cuando el CMM celebra una Asamblea, le dijo Miller a John, sin embargo, durante los cinco años intermedios, es difícil recaudar fondos suficientes para cubrir los gastos que permitan fortalecer las relaciones dentro de la familia menonita mundial.

John y Katie decidieron ayudar apartando $200.000, con la finalidad de que el CMM pudiera recaudar el rendimiento financiero de ese dinero para así proporcionar un ingreso estable durante los años de escasez.  

“Estamos encantados de trabajar con cualquier persona u organización para hacer planes de donaciones a largo plazo, que ayuden al CMM con el desarrollo de una base de financiación estable, la cual permita sostener nuestra labor creando espacios para las relaciones y el apoyo mutuo entre las iglesias anabautistas alrededor del mundo,” afirma Arli Klassen, Directora de Desarrollo del Congreso Mundial Menonita. El CMM tiene políticas para guiar el gasto y la inversión de donaciones y recursos financieros de legado, para así proporcionar fuentes permanentes de apoyo financiero.

“Me alegra poder dar,” dice John. La fundación fomenta una cultura que valora el acto de “dar” dentro de la familia, incluyendo a Katie, sus hijos, y espera que algún día, sus nietos. “Nos parece que “dar” juntos, como familia, es algo hermoso.”

—Comunicado del Congreso Mundial Menonita

Geographic representation: 
North America

Añadir nuevo comentario